Día 99: Ånäset (Västerbotten, Suecia)

Día 99: Ånäset (Västerbotten, Suecia)

Posted by on jul 7, 2014 in Atando Cabos | 0 comments

Bienvenidos de nuevo a… ¡Atando Cabos! ¡El reality show menos reality (y tampoco es que sea mucho show) de cuantos hayáis visto!

Hoy, transmitiendo desde la bonita localidad de Ånäset, donde estamos descansando por un día, hablamos de coches, chicas y Rock’n’Roll.

image

Y es que Suecia, a veces, es una especie de anacronismo en el que en los supermercados suenan Buddy Holly, Jerry Lee Lewis, Roy Orbison… y en el que por la calle te encuentras preciosidades como estas:

image

O como esta otra, no tan preciosidad pero de paseo por las calles de Umeå a quince por hora y cargada con cinco tiarrones luciendo patillas de hacha y sombreros tejanos, con Chuck Berry punteando la guitarra en la “cuatro pistas” (por no mencionar que todo el capó trasero iba pintado con la bandera confederada):

image

En general no me da tiempo a parar, sacar la cámara de la bolsa del manillar y hacer buenas fotos, pero los que gusten un poco de los cacharros que queman petróleo se harán una idea si les hablo de un Chevvy Bel Air o un Caddy Eldorado de finales de los 50, junto a otros Muscle Cars más modernos, como Mustangs, Camaros, Chargers, Barracudas, Roadrunners… También las enormes camionetas, generalmente Dodge Ram, pululan por doquier, junto a furgonetas como la del Equipo A y Hot Rods de todo tipo: desde los de pintura pulida a espejo y cromados relucientes hasta los más herrumbrosos Rats. Por supuesto, las carreteras están llenas de serpenteantes líneas de goma quemada, aquí: los tremendos V8s no perdonan. Os dejamos alguna foto más, para que lo vayáis flipando:

image

image

image

Pero no todo iba a ser americano. El coche probablemente más abundante sea, cómo no, el Volvo:

image

Desde los viejos 240 hasta los últimos “SUV”, los tenemos hasta en la sopa. Algún Saab se cuela, pero casi todos comparten, al menos, un par de faros supletorios como los que veis, en los que se podría cocinar fabada para veinticinco. Y no quiero olvidarme de los transformados, con chasis recortados y techos rebajados de altura, con mayor o menor fortuna. También hay por todas partes modelos clásicos de ambas marcas, generalmente cuidados con un mimo desmedido que los hace lucir como recién salidos de la línea de producción.

Para terminar, es importante aclarar que todo, o casi todo sueco que se precie de serlo tiene una granja enoooorme, con un pedazo de cobertizo lleno de herramientas en el que pasarse las largas noches de invierno dejando el coche “perita” para sacarlo a pasear en las no más cortas tardes de verano.

Y ya que hoy la cosa va de historia, no podemos irnos sin comentar que ayer dormimos en Sävar, lugar famoso por ser escenario de la batalla tras la cual Suecia perdió Finlandia ante Rusia. Por supuesto, hay un monumento conmemorativo del acontecimiento:

image

Y eso es todo por hoy, stay tuned for more Rock and Roll! ¡Ah! ¿Las chicas? Bueno, de las chicas ya os hablo otro día…

Read More

Día 97: Nordmaling (Västerbotten, Suecia)

Posted by on jul 5, 2014 in Atando Cabos | 4 comments

¡Dos días! ¡Dos días sin llover! Casi preferimos no decirlo muy alto, no sea que… Por lo demás, el reino de las sombras ha muerto: a las dos de la mañana no es de noche, sino una especie de atardecer con una zona roja en el cielo, señalando el norte.

Y poco más que contar, la verdad. El viaje a veces (aunque alguno, seguro, nos querrá pegar al leer esto) se puede volver un poco rutinario: te levantas, recoges el campamento, pedaleas un rato, haces la compra, pedaleas otro rato, paras a comer, pedaleas otro rato, pedaleas otro rato, pedaleas otro rato, buscas sitio para dormir, plantas la tienda, cenas, duermes y… así como con las natillas ¡repetimos!

Si todo se desarrolla normalmente, esperamos estar mañana por la noche en Robertsfors y parar allí, o un poco más arriba, a descansar un día, que acumular cansancio no es bueno. Ya os contaremos.

Read More

Día 94: Nora (Ångermanland, Suecia)

Día 94: Nora (Ångermanland, Suecia)

Posted by on jul 2, 2014 in Atando Cabos | 2 comments

Un día más, saludos desde Suecia, el país del tiempo inestable. Esto es un infierno, ya no sentimos las piernas; y no sólo por las cuestas y las carreteras de grava, sino porque aquí sales en bañador de nadar en un lago y te pones el mono de piloto de aeroplanos para capear una tormenta. Claro, que luego disfrutas de vistas como esta:

image

Desde Sundsvall venimos siguiendo, más o menos, la Cykelspåret (léase saiquelsporet), ruta ciclista que bordea, también más o menos, el Golfo de Botnia. Según una reseña que tenemos, el paisaje aquí debería ser llano, pero esta tarde, con las piernas ardiendo, hemos decidido acortar un poco y cruzar la desembocadura del Ångermanälven por el högakustenbrun, el magnífico puente de la costa alta:

image

La estructura más alta de Suecia, con dos pilares de 180m sobre el agua, tiene una luz de 1.210m y una longitud total de 1.800, siendo parte de un megaproyecto que incluye otros treinta puentes. Hacer fotos desde él ha sido imposible debido al intenso tráfico, pero la sensación de volar sobre el tremendo estuario es de las que no se pueden explicar.

image

Y nada más, después de la paliza correspondiente, y de habernos gastado los cinco pavos que nos cuesta el Internete móvil para contárosla, nos vamos a dormir, ya casi bajo el sol de medianoche ¡Felices sueños!

image

Read More

Día 93: Sundsvall (Suecia), junto al mar Báltico.

Día 93: Sundsvall (Suecia), junto al mar Báltico.

Posted by on jul 1, 2014 in Atando Cabos | 3 comments

Día de subir dos entradas pendientes al blog y día en el que le damos la vuelta al mapa de Suecia que llevamos, con medio país por cada lado. Y día en el que por fin vemos un rayo de sol entre las nubes, que no han dejado de acompañarnos en los últimos ocho días.

image

A partir de aquí nos espera la costa durante unos 1.000 kilómetros, supuestamente llanos. Con que no sean como las colinas que acabamos de cruzar, nos conformamos.

Hemos aprovechado para hacer algunas compras de material necesario para el resto del viaje y reponer la reserva de gas para la cocina. Nos han tratado estupendamente, rellenado los depósitos de agua y dado bastantes consejos que nos serán muy muy útiles de cara a lo que nos espera. Un placer:

image

Y ahora tenemos que reponer comida y averiguar cómo salir de esta ciudad, y de paso aprovechar algún rato para cambiar las pastillas de freno, que alguna ya renquea. Así que os dejamos hasta la próxima turistbyrä.

Read More

Noventa días: Atando Cabos en cifras.

Noventa días: Atando Cabos en cifras.

Posted by on jul 1, 2014 in Atando Cabos | 0 comments

A lo largo de un gran viaje las cosas no suelen salir como se espera, así que en lugar de descansar un par de días junto a la playa, como os avanzamos, una convención cristiana llenando los alojamientos de Sundsvall nos ha obligado a parar en un camping junto a… ¡Otro lago! Para los amantes de los fríos números, y aprovechando que la tarde de descanso es larga, os dejamos un pequeño resumen de lo que hasta ahora ha sido, y un avance de lo que le queda por ser, nuestra aventura ciclista:

Países atravesados: 7.
Cambios de moneda: 1. Tardamos tan poco en cruzar Dinamarca que no hizo falta cambiar.
Ciudades visitadas: 20.
Encuentros con la policía en España: 3.
Cervezas despachadas en España: 20 cada uno.
Encuentros con la policía en Francia: 0.
Cervezas despachadas en Francia: 5 cada uno.
Encuentros con la policía en Bélgica: 0.
Cervezas despachadas en Bélgica: 6 cada uno.
Encuentros con la policía en Holanda: 0.
Cervezas despachadas en Holanda: 0.
Encuentros con la policía en Alemania: 0.
Cervezas despachadas en Alemania: 4 cada uno.
Encuentros con la policía en Dinamarca: 0.
Cervezas despachadas en Dinamarca: 2 pintas cada uno.
Encuentros con la policía en Suecia: 0.
Cervezas despachadas en Suecia: 2 cada uno, celebrando primero el cumple de Elvira y los kilómetros recorridos al llegar aquí.
Tabletas de chocolate: una diaria, y alguna de propina en los días de mucha lluvia.

image

Pinchazos: 0, tocamos madera.
Averías: reales 2, un cable de cambio y unos cubrezapatillas rotos.
Grullas avistadas: 6.
Erizos avistados: 2.
Zorros avistados: 3.
Gamos, ciervos, corzos y demás familia avistados: montones, en Suecia en grupos de hasta veinte o treinta.
Vacas avistadas: ¿Cientos? ¿Miles? ¿Millones? Seguramente sea el animal más criado en Europa.
Alces avistados: de momento ninguno, a ver si hay suerte.
Osos avistados: de momento ninguno, a ver si hay suerte.
Mosquitos avistados: demasiados, al menos tantos como vacas. No ha habido suerte.
Viajeros con los que hemos charlado: unos 50.
Viajeros hacia Cabo Norte: 4.
Viajeros haciendo nuestro mismo recorrido: 1.

image

Bocas abiertas como buzones al saber de nuestra locura: así, a ojo… un buen puñao.
Pregunta más respondida, a veces incluso antes de ser formulada: ¿¿En bici??
Cuestas bajadas: no lo sabemos.
Cuestas subidas: tampoco lo sabemos, pero seguro que el doble de las bajadas.
Velocidad máxima: 78 km/h.
Velocidad mínima, aparte de estando parados: unos 4 o 5 km/h, en alguna cuesta infernal.
Crépes devorados no sin cierta ansia: 6.
Botellas de sidra trasegadas: 1.
Botellas de vino: 5.
Pollos a la brasa: 2.
Botellas de agua compradas: sólo dos, aunque rellenarlas a veces no ha sido fácil.
Cerveza más cara: 2 Mariestad de medio litro a 52 coronas suecas (aproximadamente, 6€) cada una.
Noche más cara: 100€, empate entre la vieja Amsterdam y la dinámica y modernilla Copenhague.
Situaciones absurdas: muchas, pero descubrir justo antes de arrancar que habíamos cargado las alforjas cada uno en la bici del otro se lleva la palma.
Días de lluvia: unos 40.
Días de granizo: sólo un par, pero de los que nos acordaremos siempre…

image

Noches en la tienda: 36.
Noches en la tienda, pero en camping: 8.
Noches al raso: 1, en la misma puerta de la megaoficina de turismo de Le Mont Saint Michel.
Noches en casa amiga: 11.
Noches en hotel, albergue, cabaña, etc.: 32
Noches en  el edificio de servicios de un camping: 1, con la tienda montada dentro, para sentirse como en casa.

image

Países recorridos sin mapa: uno y medio.
Idioma más hablado: inglés.
Idioma menos hablado: español.
Saludo más simpático: hei hei, en Suecia.
Saludo más parco: un casi imperceptible movimiento de cabeza de los ciclistas belgas.
Rollos de papel higiénico: varios, no preguntéis. Pero ninguno hemos necesitado comprarlo.
Cosa más inútil que hemos traído: un par de flautas, las devolvimos a casa por correo hartos de cargar con ellas.
Tesoros encontrados: 3, una cincha, un montón de bidones y un estupendo martillo sueco, que nos ayuda día tras día a montar la tienda ¡Se acabó el buscar piedras!
Días de descanso: 13.
Kilómetros pedaleados: 5.000

image

Y lo que nos queda desde aquí:

Países por atravesar: 2.
Cambios de moneda: si las cosas van bien sólo uno, que Finlandia apenas la rozaremos.
Días de viaje: 34, para estar antes de que se acabe julio en destino.
Horas diarias de luz: 24.
Días de descanso: pocos, nos tememos.
Tabletas de chocolate: bufffff…
Kilómetros por pedalear: a ojo, unos 1.700

Esperamos que saquéis buen provecho de nuestra experiencia y agradecemos los ánimos que día a día, entrada a entrada, nos enviáis ¡Nos vemos en Cabo Norte!

Read More